Martínez ganó la Triple Corona del pitcheo y tuvo una temporada legendaria, dejando marca de 23-4 con 2.07 de efectividad y 313 ponches contra apenas 37 boletos en 213.1 innings. Ganó el Cy Young de la Americana por unanimidad, pero cuando se revelaron los resultados del JMV, sorpresivamente terminó segundo detrás de Rodríguez, quien ni siquiera fue el JMV de los Rangers esa temporada para los miembros de la BBWAA de Dallas-Fort Worth. (Seguir leyendo..)