El pasado miércoles 25 de marzo, los familiares de Cruz Jiminián se aferraron a un milagro de Dios como lo único que podía mantenerlo con vida, luego de que el destacado médico y filántropo dominicano sufriera una hemorragia pulmonar y cayera en coma a consecuencia del coronavirus (Seguir leyendo..)